Estas leyendo

Tragedia en el Palacio

Baloncesto | Liga Endesa | Asefa Estudiantes 80 - UCAM Murcia 86

Tragedia en el Palacio

Tragedia en el Palacio

Asefa Estudiantes desciende por primera vez tras perder en casa ante el UCAM Murcia, que permanece en la Liga Endesa. Un último cuarto desastroso condenó a los madrileños.

Se confirmó la tragedia. Asefa Estudiantes desciende de categoría por primera vez en su historia. La derrota del equipo madrileño ante el UCAM Murcia en el Palacio de los Deportes por 80-86 condenó al equipo estudiantil, independientemente del resto de resultados, a disputar la próxima temporada la Adecco Oro. Los de Trifón Poch llegaron a gozar de una ventaja de once puntos que mantuvo viva la esperanza hasta el último cuarto, momento en el que equipo se vino abajo encajando un parcial de 12-25 que le hizo hincar la rodilla de forma definitiva. Germán Gabriel y Douby fueron los máximos anotadores del encuentro con 17 puntos cada uno.

Como si de un concurso de triples se tratara, Asefa Estudiantes y UCAM Murcia comenzaron el partido con un recital de lanzamientos y de aciertos desde la línea de tres que arrojó unos guarismos más que sorprendentes, un total de once tiros desde los 6'75 en tan sólo seis minutos de juego y con un 80% de éxito. El ímpetu anotador y el alto ritmo de partido con el que ambos equipos saltaron a la cancha fueron disminuyendo a medida que avanzó el crono. El primer cuarto, en el que no existieron estrategias defensivos ni por parte de los locales ni por parte de los visitantes, finalizó con 22-23 en el marcador y contó con Kirksay como máximo anotador con nueve tantos.

Como era de esperar, en el segundo cuarto madrileños y murcianos dejaron a un lado la obsesión mostrada por el lanzamiento exterior en los diez primeros minutos y optaron por el tiro interior, dotando de un ritmo mucho más bajo a un partido en el que buscaron otras situaciones de cara a canasta. Murcia superó a Estudiantes en cuanto al rebote ofensivo en un tramo del choque en el que se pudo observar un claro toma y daca con aciertos y fallos de ambos contendientes que no permitieron que ni locales ni visitantes se despegaran en el marcador. Unos buenos minutos de Clark sostuvieron a Estudiantes para dar paso a los mejores momentos de su equipo que, con un parcial de 6-0, se colocó por delante en el marcador a tres del descanso.

Las nueve pérdidas de balón de UCAM Murcia acabaron lastrando al equipo de Óscar Quintana, que vio como su rival alcanzaba la máxima ventaja del choque hasta ese momento (49-40) a menos de un minuto para el intermedio. Estudiantes amplió el parcial hasta un 16-3 que deparó un esperanzador 49-42 al descanso. Kirksay, con once puntos, seguía liderando la tabla de máximos anotadores del envite. El tercer cuarto transcurrió con la misma tónica vista en los dos primeros y fue en él cuando los locales gozaron de su máxima ventaja de la tarde (57-46) con un Lofton vital. Las buenas asociaciones entre Augustine y Barlow en la recta final del tercer cuarto sirvieron a Murcia para reducir la diferencia a tan sólo siete puntos (68-61).

Se llegó al último cuarto con todo por decidir y con los transistores como máximos protagonista ya de la tarde. Los resultados del resto de encuentros obligaban a Estudiantes a lograr la victoria por una diferencia de catorce puntos, pero a los de Poch le pudieron los nervios, la ansiedad y la precipitación. El equipo madrileño, muy atascado en el tramo final tanto en el juego como en el apartado anotador, permitió al Murcia disponer de posesiones largas que acabaron por aniquilar poco a poco las esperanzas de permanencia del equipo estudiantil. El 12-25 del último cuarto es un fiel reflejo de que los locales fueron más corazón que cabeza durante el que será, por el momento, su último cuarto en la Liga Endesa.

También te puede interesar