Actualizado

Actualizado a las

Por favor elige la edición por defecto NBA Spain US
El sitio por defecto ha sido fijado durante 7 días

NBA

jugadores

NBA | TIMBERWOLVES 99 - THUNDER 93

Los Timberwolves acaban con la racha de Oklahoma

Ricky Rubio se resintió de la rodilla izquierda, la misma que sufrió la rotura de ligamento cruzado anterior. El jugador español volvió a jugar después del susto pero sin brillar.

EFE

Un primer cuarto arrollador fue la clave que permitió a los Timberwolves de Minnesota vencer por 99-93 a los Thunder de Oklahoma City y romperles racha de doce triunfos consecutivos, la mejor que había actualmente en la NBA.

De nuevo el protagonismo y poder del ala-pívot Kevin Love y el pívot montenegrino Nikola Pekovic bajo los aros estableció la diferencia en el marcador final junto con la gran actuación del base novato, el ruso Alexey Shved, que logró su primer doble-doble como profesional.

Pero fue también el base puertorriqueño José Juan Barea convertido en el sexto jugador y factor sorpresa el que decidió la gran victoria de los Timberwolves al anotar 12 tantos consecutivos en el cuarto periodo.

Barea aportó 18 puntos, incluidos 14 en el cuarto periodo cuando los Thunder intentaron la remontada y evitó que lo consiguiesen al anotar 7 de 13 tiros de campo, incluidos 3 de 4 triples, y 1-3 desde la línea de personal.

El base internacional puertorriqueño, que jugó 23 minutos, también aportó cuatro rebotes, dos asistencias y recuperó un balón.

Love encabezó el ataque de los Timberwolves al conseguir un doble-doble de 28 puntos, 11 rebotes y siete asistencias.

Pekovic lo apoyó al concluir también el partido con cifras dobles de 24 tantos, 10 rebotes y dos tapones, para que ambos fuesen claves en las acciones bajo los aros que permitieron a los Timberwolves conseguir 45 balones por 43 de los Thunder.

Shved, que sigue creciendo como jugador, logró un doble-doble de 12 puntos y 12 asistencias, su mejor marca como profesional, capturó siete rebotes y recuperó un balón.

Susto de Ricky Rubio

La nota de preocupación para los Timberwolves (13-11), que rompieron una racha perdedora de dos partidos consecutivos, fue ver como el base español Ricky Rubio se resintió de la rodilla izquierda, la misma que sufrió la rotura de ligamento cruzado anterior que le apartó durante nueve meses de la competición activa.

Rubio, que volvió a jugar con los Timberwolves tras perderse el partido del martes ante los Heat de Miami, en una penetración a canasta durante el segundo cuarto, al caer, sintió algo de dolor en la rodilla izquierda y comenzó a cojear visiblemente mientras intentaba correr.

El entrenador de los Timberwolves, Rick Adelman, lo sentó de inmediato en el banquillo y fue atendido por los cuidadores físicos del equipo, a los que explicó lo que sintió en la rodilla.

El jugador español volvió en la segunda parte, pero sin que se le viese con la decisión y brillantez del primer partido que disputó y se fue en blanco en los 18 minutos que disputó.

Rubio falló los tres tiros de campo que hizo, incluido un triple, capturó tres rebotes, repartió tres asistencias, recuperó un balón y lo perdió dos veces.

Como equipo los Timberwolves lograron un 44 (37-84) por ciento de acierto en los tiros de campo, el 45 (9-20) de triples y el 70 (16-23) de personales, comparados al 40 (33-82), 25 (5-20) y 85 (22-26), respectivamente, por parte de los Thunder.

El partido quedó decidido en el primer cuarto después que los Timberwolves lograron un parcial de 30-18, que pesó como una losa en el juego posterior de los Thunder, que se recuperaron, pero no lo suficiente para darle la vuelta al marcador.

Especialmente porque el base Russell Westbrook, aunque aportó un doble-doble de 30 puntos, 11 rebotes y seis asistencias, también falló nada menos que 19 de 28 tiros de campo, incluidos cinco de seis intentos de triples.

Mientras que el alero Kevin Durant volvió a ser el líder de los Thunder (21-5) al conseguir 33 puntos, siete rebotes y seis asistencias.

Durant y Westbrook siguieron siendo el mejor dúo de compañeros encestadores de la NBA al conseguir superar de nuevo la barrera de los 20 puntos.

Buena actuación de Ibaka

El ala-pívot congoleño nacionalizado español Serge Ibaka se convirtió una vez más en el tercer máximo encestador de los Thunder al aportar 14 puntos.

Ibaka jugó 40 minutos en los que anotó 6 de 13 tiros de campo, incluido el único intento de triple que hizo, capturó nueve rebotes -siete fueron defensivos-, y puso cinco tapones, que lo consolidaron como líder de la liga en esa faceta del juego.

La ausencia del escolta Kevin Martin, baja por un ligera contusión muscular, se hizo sentir demasiado en el juego ofensivo de los Thunder, especialmente cuando Westbrook no tuvo su mejor toque de muñeca.

A pesar de la derrota los Thunder, primera que sufren desde el pasado 23 de noviembre cuando perdieron contra los Celtics de Boston, siguen con la mejor marca de la Conferencia Oeste y de la liga.

Esta vez los Thunder, que son líderes en la liga con 105,6 puntos anotados por partido, no pudieron superar la barrera de los 100 tantos porque Westbrook hizo demasiados tiros a canasta y estuvo falto de inspiración encestadora.