Más baloncesto

mas baloncesto

campo basket
jugadores

Mas Baloncesto | Torneo Júnior de L’ Hospitalet

Sulejmanovic: Una futura estrella nacida bajo las bombas

La 34ª edición del Torneo Internacional Júnior ‘Ciutat de L’ Hospitalet’ tuvo un nombre propio: el del ala-pívot de 17 años y 2,07 metros, actualmente en Olimpia de Ljubljana.

Josep Margalef

La 34ª edición del Torneo Internacional Júnior ‘Ciutat de L’ Hospitalet’, considerado el más prestigioso de Europa en su clase y que finalizó ayer tuvo un nombre propio: el del ala-pívot bosnio-fines Emir Sulejmanovic de 17 años y 2,07 metros, actualmente en las filas del Olimpia de Ljubljana esloveno y considerado uno de los jugadores con más proyección del baloncesto continental.

Además de ser elegido MVP (Jugador Más Valioso) del torneo, también fue el máximo anotador con 20 puntos de media, máximo rebotador (13,5 rebotes por encuentro), máxima valoración (26,8), segundo jugador con más faltas recibidas (6,8 por partido) y tercer taponador (1,3 por partido).

Emir nació el 13 de julio de 1995 en Srebrenica (Bosnia), justo el día que comenzaban los bombardeos y la terrible masacre en la ciudad, uno de los peores episodios en Europa después de la Segunda Guerra Mundial. Emir y su madre lograron sobrevivir a este calvario, y su padre se salvó milagrosamente tras pasar un año como prisionero.

Todos ellos emigraron a Alemania y más tarde a Finlandia, donde su madre falleció cuando Emir tenía 4 años. Allí, comenzó a jugar al baloncesto y pronto fue reclamado por la selección finlandesa de categoría cadete, con la que disputó en 2011 el Europeo de División B en Macedonia, donde también jugó el equipo nacional de Bosnia. Allí, Emir y su padre expresaron su deseo de que el chico jugara con su país de nacimiento: Bosnia & Herzegovina.

En memoria de su madre

Ese deseo no pudo cumplirse porque la FIBA no le concedió la licencia para disputar el campeonato de Europa ‘B’ en Sarajevo el verano pasado tras estar 40 días entrenando con sus compañeros. Emir dijo entonces : “Lo único que me importa ahora en mi vida es vestir la camiseta de Bosnia en honor a madre y a mi ciudad".

El joven jugador se quedó con el equipo, sentado al final de banquillo como un aficionado más viendo como sus compañeros entraban en la historia al lograr por primera vez el ascenso de Bosnia a la División A. Su premio fue aquella medalla de oro que le regalaron sus compañeros.

Al ser de la generación del 95 tiene otra oportunidad el próximo verano de hacer realidad su sueño de vestir la camiseta de su país porque el día que cumpla 18 años la FIBA le dejará elegir, y Sulejmanovic jugará con la selección de Bosnia. Precisamente su cumpleaños es sólo 5 días antes del Europeo U18 de Letonia.

Mientras eso sucede Emir, que empezó a jugar en el Kaarinan Ura Basket finlandés firmaba en la temporada 2011-12 con el Olimpia Ljubljana, jugando con el equipo junior y en agosto de 2012 firmó el contrato profesional con el Olimpia, jugando en el primer equipo y en diciembre pasado debutaba en Euroliga frente al Real Madrid.