Estás leyendo

Jackson consumó su revancha ante un Unicaja con jet lag

UNICAJA DE MÁLAGA 66-MOVISTAR ESTUDIANTES 78

Jackson consumó su revancha ante un Unicaja con jet lag

El Movistar Estudiantes cogió de resaca a los malagueños y asaltó el Martín Carpena con 27 puntos y 27 de valoración del francés, excajista.

El Movistar Estudiantes fastidió la felicidad de Unicaja al que pilló cansado y resacoso de tantos brindis de celebración por clasificarse para la final de la Eurocup. Los madrileños basaron su éxito en las ganas que tenía el genial individualista Edwin Jackson de revocar la mala imagen que de él se tenía en Málaga. Su venganza fue completa. 27 puntos y 27 de valoración. Pero Estudiantes no solo fue Jackson. Balvin fue el señor de los arillos y amargó al tosco Omic que, a base de voluntad, maquilló sus limitaciones con 16 puntos y 9 rebotes. Mal día de los verdes con los tiros de campos (25 de 66) y con las pérdidas (14). Los colegiales, por su parte, mantienen su acertado proceso de reconstrucción a base de cantera más veteranos y a los impulsos de su talentoso e individualista bombardero francés.

El Unicaja salió con el jet lag, síndrome del cambio rápido de competición. Nunca se adaptó al uso horario de la Liga Endesa. El Estu, con siete puntos de Edwin Jackson (viejo conocido de la afición malagueña al igual que Omar Cook, otro que también se recreó en su antigua hogar), abrió la primera brecha del partido (9-13 minuto 5). El francés lo sigue tirando todo como antaño y le da igual si la mete o no, Jamás se desanima. Con seis pérdidas malagueñas se cerró el primer cuarto con 16-17.

El equipo de Joan Plaza seguía falto de frescura. Tras cuatro minutos sin moverse el marcador (18-21) Fernández anotó un triple. Con 18-24 (minuto 16) Plaza pidió tiempo para tratar de reconducir a su irreconocible equipo, siete tiros de campo de 25 posibles y nueve pérdidas que ya acumulaba. La distancia creció hasta 21-31 (minuto 17). Balvin hacía mucho daño bajo tableros. Diez puntos todos iguales y con los hombres altos de Unicaja desordenados. Omic falló dos tiros libres para no variar y Fernández puso el 25-37 ante la estupefacción de un Carpena que no daba crédito (minuto 19). Se llegó al descanso con un sorprendente 28-37.
Los malagueños trataron de resetear y arrancaron el tercer cuarto con 9-4 de parcial (37-41 minuto 24) con más impulsividad que talento. Triple de Grimau (41-48 minuto 26). El Unicaja apretaba el marcador con un triple de Fogg (46-48), peero sus aleros no tenían su mejor día y entre Jackson y Balvin mantenían la ventaja estudiantil (46-52 minuto 27). Otro tiempo motivador de Plaza. Jackson se desató (46-55). Ya acumulaba en esos momentos 18 puntos. Otro triple de Vicedo (46-58). Parcial de 0-10. El tercer cuarto se clausuró con gobierno del equipo de Salva Maldonado (48-58).

Los triples de Cook y Vicedo más una canasta de Jackson (50-66) ponían la máxima diferencia de los madrileños tras este 2-8 de parcial. Un parcial de 10-0 volvía a apretar el marcador y a encender a la grada (60-66 minuto 36). El tramo final fue de gran emoción. Quinta personal de Suton y 64-68. Jackson coló una barbaridad de triple desde 10 metros (64-71 a falta de 3:22). El galo iba consumando su revancha deportiva. Ahí se cortaron las alas de los malagueños. Otro parcial de 0-10. Final. 66-78. El Unicaja pagó su resacón continental mientras que Estudiantes da otro pasito en su laborioso y eficaz proceso de reconstrucción.

0 Comentarios

Mostrar