Actualizado

Actualizado a las

NBA

jugadores

NBA | TIMBERWOLVES 81 - HEAT 97

Wade dio descanso a James y los Heat vuelven a ganar

Dwyane Wade tomó el mando de los Heat para derrotar a los Timberwolves por 81 a 97. LeBron disputó el partido de forma más relajada. Ricky anotó catorce puntos.

EFE

Otra victoria más de los Heat de Miami, esta vez la decimoquinta consecutiva, nuevo récord en la historia del equipo, lograda en jornadas seguidas de competición fuera de su campo al ganar 81-97 a los Timberwolves de Minnesota. Además del triunfo, los Heat también pudieron respirar profundo porque su jugador estrella, el alero LeBron James, disputó 35 minutos sin sentir ningún problema en la rodilla derecha, que se había torcido la jornada anterior.

James había sido duda para el partido frente a los Timberwolves después que caer mal en un salto durante el tercer periodo del encuentro que los Heat disputaron contra los Knicks de Nueva York y tuvo que ser atendido por los preparadores físicos del equipo y médicos de la franquicia neoyorquina. Pero al final, la fortaleza física de James evitó que sufriese una lesión mayor, y de nuevo colaboró en el triunfo de los Heat, aunque esta vez el escolta Dwyane Wade le dio un respiro y surgió como el líder encestador al aportar un doble-doble de 32 puntos, 10 asistencias y siete rebotes. James también consiguió cifras dobles al anotar 20 puntos, capturar 10 rebotes, repartió cuatro asistencias, recuperó tres balones y puso dos tapones, pero no tuvo el mejor control de la pelota al perderla siete veces de las 23 que registró el equipo.

El veterano escolta reserva Ray Allen mantuvo su condición de sexto hombre al aportar 13 puntos y el pívot Chris Bosh consiguió 11 tantos y nueve rebotes, que lo dejaron como el cuarto máximo encestador del equipo. El entrenador de los Heat, Erik Spoelstra, ante la comodidad que tuvieron en el marcador, decidió en el cuarto periodo dar entrada a todos los jugadores del banquillo y el ala-pívot Chris Andersen volvió a hacer una gran labor tras aportar seis puntos (2-2, 0-0, 2-2), capturó siete rebotes, dio una asistencia y puso un tapón.

Como equipo los Heat (43-14), que tienen la mejor marca de la Conferencia Este y segunda de la liga, lograron un 51 (38-74) por ciento de acierto en los tiros de campo y el 24 (5-21) de triples, comparados al 37 (33-88) y 25 (5-20), respectivamente, de los Timberwolves, que también perdieron el duelo bajo los aros al capturar 39 balones por 48 del equipo de Miami.

Los Timberwolves volvieron a sufrir la ausencia del ala-pívot estelar Kevin Love y aunque el jugador que ocupa su puesto, Derrick Williams, aportó un doble-doble de 25 puntos y 10 asistencias, no fue suficiente a la hora de evitar la quinta derrota consecutiva que sufrió su equipo, octava en los últimos 10 partidos disputados.

También destacó el base español Ricky Rubio, que consiguió 14 puntos, segundo máximo encestador, y ocho asistencias, líder del equipo en esa faceta del juego, pero solo pudo mantener al equipo hasta el final del tercer periodo con parcial de 63-69. Rubio disputó 39 minutos y anotó 6 de 11 tiros de campo, incluidos 2 de 4 triples, falló los tres lanzamientos que hizo desde la línea de personal, capturó cinco rebotes, recuperó seis balones y perdió otros seis.

El base ruso novato Alexey Shved se convirtió en el sexto hombre al aportar 13 puntos y ser el tercer jugador de los Timberwolves que pudo alcanzar la barrera de los 10 tantos. El resto no tuvo su mejor inspiración en ataque, incluido el base puertorriqueño José Juan Barea, que jugó 22 minutos antes de ser expulsado, y aportó solo cuatro tantos después de fallar 10 de 11 tiros de campo, incluido 1 de 4 triples, y 1-2 desde la línea de personal. Barea capturó cuatro rebotes y repartió cuatro asistencias, pero fue expulsado en el cuarto periodo tras cometer una falta flagrante del nivel 2 al golpear a Allen, de los Heat